viernes, octubre 18, 2019
Banner Top

El constante aumento en el costo de baterías para vehículos eléctricos podría detenerse. El acuerdo entre BMW, Northvolt y Umicore propone una cadena completa de suministro de baterías sostenible capaz de ser recicladas al finalizar su tiempo de vida. Esto permitirá al fabricante alemán la posibilidad de reducir los costes de fabricación de sus coches eléctricos y el  suministro de los materiales que componen estas baterías.

El consorcio tecnológico entre estas empresas busca contar con un proceso de producción de baterías para vehículos eléctricos teniendo en cuenta toda su vida útil, desde el diseño e industrialización hasta el reciclado final, para velar por la sostenibilidad y la expansión del mercado europeo de baterías.

La reutilización de las baterías de los vehículos eléctricos en una segunda vida tiene múltiples ventajas medioambientales. El reciclado de los materiales que las componen reducirá su coste final, que puede representar hasta el 40% del coste total de un vehículo.

El principal objetivo es establecer un ciclo de ciclo de vida cerrado. El proyecto comenzará con el diseño de la celda, para luego realizar un proceso de producción en el que se utilizará principalmente energía procedente de fuentes renovables. A la fabricación le sigue el uso principal de las baterías como fuentes de alimentación en vehículos eléctricos. Después, estas baterías tendrán una segunda vida reutilizándose en aplicaciones de almacenamiento estacionario de energía hasta que, finalmente, se proceda a su reciclado para volver a utilizarse en el proceso de fabricación, completando así su ciclo de vida.

Ver más: Híbridos y Eléctricos

Banner Content

0 Comments

Leave a Comment