miércoles, octubre 23, 2019
Banner Top

Producir baterías seguras de usar en automóviles es más complejo en comparación con la tecnología que se usa en dispositivos electrónicos de consumo como los teléfonos inteligentes.

Volkswagen reformulará su plan de compra de baterías por un valor aproximado de 50,000 millones de euros (US$ 56,000 millones) ante la posibilidad de que no se concrete un acuerdo de suministro con Samsung SDI, según personas cercanas al tema.

Samsung inicialmente accedió a facilitar baterías equivalentes a un poco más de 20 gigavatios/hora, suficientes para 200,000 autos con paquetes de 100 kilovatios/hora, antes de que surgieran discrepancias sobre el volumen de producción y el programa de trabajo durante las negociaciones, señalaron las fuentes bajo condición de anonimato.

El impasse redujo el volumen prometido a menos de 5 gigavatios/hora, dijeron.

«Samsung continúa siendo nuestro proveedor de baterías en Europa», aclaró VW en un comunicado enviado por correo electrónico. Por su parte, Samsung declinó comentar.

El acceso a grandes cantidades de baterías para el funcionamiento de un número creciente de vehículos eléctricos se ha convertido en un nuevo campo de batalla para los fabricantes de automóviles de presencia mundial ante restricciones de capacidad, problemas de oferta y acceso limitado a materias primas.

Producir baterías seguras de usar en automóviles es más complejo en comparación con la tecnología que se usa en dispositivos electrónicos de consumo como los teléfonos inteligentes.

VW invierte 30,000 millones de euros en la mayor ofensiva de la industria enfocada en los vehículos eléctricos con una nueva gama de autos que solo funcionan con baterías a fin de desafiar al líder del segmento, Tesla . El modelo eléctrico de cinco puertas ID.3 comenzará a ensamblarse a finales de este año.

Ver más: Gestión

Banner Content

0 Comments

Leave a Comment